Institutos religiosos

Vocaciones “ven y sígueme”

Hermanas Clarisas

Santa Clara

La presencia de las hermanas pobres de santa Clara en Tierra Santa se remonta al año 1884, cuando un grupo de religiosas francesas llegó a Palestina y se estableció en un primer momento en Nazaret y, después, también en Jerusalén. La vocación de santa Clara -y de la Orden por ella fundada- se identifica con la vocación de esta misma tierra: no hacer sino ser memoria de la vida de Cristo. Todos los monasterios se dedican a la vida contemplativa. El corazón invisible de la vida monástica es, simplemente, custodiar una Presencia en escucha atenta de la Palabra de Dios que, ahora y siempre, se hace carne en los acontecimientos de la historia. La relación con la Custodia de Tierra Santa es especial: una relación fraterna en la unidad del mismo carisma y el mismo amor por la humanidad de Cristo. Las hermanas clarisas están presentes en Jerusalén, Nazaret, Beirut y Alejandría.

Hermanas Franciscanas Misioneras del Corazón Inmaculado de María

Hermanas Franciscanas Misioneras del Corazón Inmaculado de María

Congregación fundada por la Madre Caterina de Santa Rosa en Egipto, las hermanas franciscanas del Corazón Inmaculado de María en Tierra Santa, están presentes en Jerusalén, Belén, Caná, Jericó, Haifa, Nazaret, Tabgha y en el Monte de la Bienaventuranzas. El carisma de estas religiosas, como el de los franciscanos, consiste en llevar a todos la paz, la igualdad y la libertad y se concreta en escuelas, hospitales, dispensarios, enfermerías, lugares de acogida, orfanatos y en el trabajo con las familias.

Hermanas Franciscanas Misioneras de María

Hermanas Franciscanas Misioneras de María

Las hermanas franciscanas de María están presentes en Tierra Santa desde hace muchos años, ayudando a la Custodia con sus obras de caridad. Las actividades en las que se prodigan son la atención a las personas mayores, orfanatos, ayuda y acogida a los peregrinos, hospicios y ayuda las familias con necesidades. En Belén, las hermanas tienen una casa de acogida para retiros y encuentros juveniles; una zona de la misma la ocupa la “Casa del Niño”, fundada por la Custodia para acoger a niños de entre 6 y 16 años. Las religiosas participan en la gestión de esta casa junto con el director y párroco de la diócesis de Belén, fray Marwan. Además, las franciscanas misioneras de María están presentes en Siria, en donde abrieron una casa en 1911. Su principal servicio es la actividad pastoral y la ayuda a las comunidades de refugiados sudaneses.

Hermanas Misioneras Hijas del Calvario

Hermanas Misioneras Hijas del Calvario

La congregación nació en 1885, en la ciudad de México. Fue aprobada por el Papa Pío X y agregada a la Tercera Orden franciscana en 1942. El carisma de estas religiosas tiene su núcleo en el “Misterio Pascual” de Jesús. Su espiritualidad se apoya sobre cinco pilares: vivir en plenitud el misterio de la redención; María corredentora; vida activa y contemplativa; servicio a la humanidad sufriente y una vida simple y pobre. Su primer objetivo es el de estar presentes, en la Basílica del Santo Sepulcro, en los momentos en que se celebra el misterio de la redención en estrecha colaboración con los franciscanos de la Custodia de Tierra Santa. En cuanto a su actividad misionera, las hermanas gestionan una escuela femenina donde se integran estudiantes cristianas y musulmanas. Se encargan además de elaborar las ostias para las celebraciones eucarísticas de todos los santuarios de la Custodia. En el Cenáculo, están al servicio de los peregrinos y trabajan en el almacén de objetos religiosos. Visitan también a las familias, personas enfermas, ancianas y solas.

Hermanas Franciscanas de la Eucaristía

Hermanas Franciscanas de la Eucaristía

Comunidad de derecho pontificio, fundada el 2 de diciembre de 1973, las hermanas franciscanas de la Eucaristía siguen respondiendo en la Iglesia a la llamada de san Francisco de Asís. Igual que santa Clara, las hermanas franciscanas de la Eucaristía son religiosas consagradas que desean encarnar el espíritu de san Francisco en el mundo. La comunidad tiene como objetivo desvelar el sentido de lo sagrado que mora en lo más íntimo de cada ser humano y en toda la creación. Cada religiosa se dedica al desarrollo de la persona humana y a la protección de la vida humana, desde su concepción hasta la muerte natural; este principio es el que estabiliza, orienta y guía la obra evangelizadora que llevan a cabo a través de los distintos apostolados de la comunidad. La presencia misionera en Tierra Santa incluye el trabajo en apoyo a la Custodia de Tierra Santa y al Patriarcado Latino de Jerusalén.

Hermanas Franciscanas del Corazón de Jesús

Hermanas Franciscanas del Corazón de Jesús

Las hermanas franciscanas del Corazón de Jesús son una congregación de derecho pontificio desde 1927 que iniciaron su servicio en el convento franciscano de San Salvador el año 1981. La invitación oficial de la Custodia requería a las hermanas franciscanas para este convento con el fin de asumir el encargo de ser responsables de la enfermería custodial, el orfanato masculino y la cocina del convento. Las hermanas franciscanas del Corazón de Jesús tienen distintas casas en Malta y Gozo, Sicilia, Bari, Roma (donde se encuentra la Casa Generalicia), Ferrara, Londres, Corfú, Jerusalén, Pakistán, Etiopía, Kenya, Australia, Brasil y Filipinas. Hoy, las hermanas franciscanas en Jerusalén son 5 y son las responsables de la cocina. Colaboran en la enfermería y en el cuidado de los paramentos sagrados de la Basílica de la Resurrección.

Hermanas Misioneras del Catecismo

Hermanas Misioneras del Catecismo

El carisma de las misioneras del Catecismo se aglutina y se desprende de estas palabras: “Yo soy el Pan de Vida” (Jn 6,34). Por eso, las misioneras explican las verdades evangélicas, exponen la doctrina del Magisterio de la Iglesia mediante distintas formas de presencia y apostolado y participan en las iniciativas, medios y métodos sugeridos por los signos de los tiempos y las necesidades de la Iglesia. Las hermanas misioneras del Catecismo están presentes en Tierra Santa y ayudan a sus hermanos franciscanos en la vida cotidiana. Los distintos lugares en los que las hermanas del Catecismo contribuyen ayudando a la Custodia son: en Cafarnaúm, con el servicio en el convento franciscano y, en el santuario, con la casa de oración; en Nazaret, con el servicio en la hospedería franciscana y con la casa de oración; en Ain Karem, con el servicio al convento franciscano y a la Casa Nova y con la casa de oración; en Emaús, en el convento franciscano, en la escuela materna, y con la casa de oración; finalmente, en Jerusalén, en la Casa Nova, con el servicio de supervisión del personal de limpieza y con la casa de oración.

Hermanas Carmelitas de Nuestra Señora del Carmelo

Hermanas Carmelitas de Nuestra Señora del Carmelo

El Instituto fue fundado por la beata María Teresa Scrilli en Montevarchi, el 15 de octubre de 1854, para la educación moral, cristiana y civil de las niñas. El 29 de enero de 1929 el Instituto se erigió «de derecho diocesano» y, el 27 de febrero de 1933, la familia religiosa fue declarada «de derecho pontificio». Llegan a Ramleh el año 2005.
La espiritualidad de nuestro Instituto está íntimamente ligada a la espiritualidad carmelitana. A través de la Eucaristía y la escucha, meditación y oración de la Palabra de Dios queremos ser testigos de la caridad de Cristo y estar atentas a las necesidades de los hombres. En nuestra vida, contemplación y acción se integran armoniosamente para, de esta forma, «dejar a Dios ser Dios».


Hermanas Mínimas del Sagrado Corazón

Hermanas Mínimas del Sagrado Corazón

La pequeña comunidad de las hermanas franciscanas mínimas del Sagrado Corazón está presente en Belén, en el santuario de la Natividad, desde el 5 de mayo de 1977. Es una presencia muy apreciada por las hermanas debido al vínculo profundo entre la “cuna del Verbo encarnado” y la experiencia mística de su fundadora, la beata María Margherita Caiani. Las hermanas mínimas ayudan a los padres en el desempeño de su ministerio como custodios de los Santos Lugares de la Natividad del Redentor a través de un servicio humilde y generoso, discreto y atento a las necesidades de los sacerdotes y dela vida litúrgica en el santuario. Apoyadas en la gracia y por invitación expresa de su fundadora (“Os dejo, queridas mías, junto a la cuna del Infante divino...”), las mínimas trabajan alegres en Belén como humildes continuadoras de los cuidados de María al Niño Jesús.

Hermanas de San José de la Aparición

Hermanas de San José de la Aparición

La congregación fue fundada en Francia, el año 1832, por santa Emilie de Vialar, una joven mujer de noble origen que, desde tierna edad, fue seducida por el deseo de consagrar su vida a Dios y al servicio de los más necesitados, independientemente de su raza, religión o cultura. Este carisma nace de la contemplación del misterio de la Encarnación: “Dios, en efecto, ha amado tanto al mundo que entregó a su Hijo unigénito”. La revelación de este misterio a José (Mt 1,20: “No temas tomar contigo a María, tu esposa”) y su implicación en la vida del futuro esposo de María, le asocia a la misión por la que el Hijo de Dios se hizo hombre. De aquí el nombre elegido por santa Emilie para la congregación. Las hermanas de san José de la Aparición llegaron a Tierra Santa por primera vez, invitadas por los franciscanos, en 1848, apenas seis meses después de la restauración del Patriarcado en Jerusalén. A ellas se les confió la misión educativa en las escuelas de Tierra Santa, que hasta el día de hoy siguen llevando a cabo en Jerusalén y en Jaffa.

Hermanas del Rosario

La Congregación del Rosario fue fundada el año 1880 en Jerusalén, en el seno de la Iglesia oriental latina, por la madre María Alfonsina Danil Ghattas con la ayuda del Patriarcado. La espiritualidad mariana de las hermanas del rosario se caracteriza por la fidelidad en la oración, la cooperación fraterna, la simplicidad evangélica, el sacrificio constante y el servicio en la región a las comunidades locales, sin discriminación por razón ninguna. En particular, la misión de la congregación se centra en las obras apostólicas en el campo educativo y social, aunque también llevan obras de asistencia médica. En Siria, las hermanas del rosario prestan servicio en la parroquia franciscana de Ghazanyia-Yisr al-Shoghur. Entre sus actividades de apoyo a la Custodia están las del orfanato y la asistencia médica en la clínica franciscana.

Hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia

Hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia

Esta congregación fue fundada por la madre Teresa Ewa Potocka en Varsovia, en 1862, aunque es más conocida por su co-fundadora espiritual, sor Helen Kowalska (santa Faustina), la cual entregó a la Orden el mensaje de la Divina Misericordia. La presencia de las hermanas de Nuestra Señora de la Misericordia en Jerusalén se remonta al año 2001, animada por la misma Custodia de Tierra Santa. En Jerusalén, las hermanas de santa Faustina prestan un precioso servicio en el convento franciscano de la Flagelación, en la sacristía y la cocina. También en Tierra Santa la congregación pone en práctica su espiritualidad propia a través de la oración y la invocación de la misericordia divina. Además, todos los días, en la capilla de la Flagelación, las hermanas abren a los fieles a la adoración eucarística y, cada año, el primer domingo después de la Pascua, la congregación celebra la fiesta de la misericordia, ejemplarizada por el mismo Jesús justamente en Jerusalén, en el Calvario.

Familia religiosa del Verbo Encarnado

Familia religiosa del Verbo Encarnado

Fue fundada en San Rafael, Argentina. Hoy, la familia religiosa está formada por el Instituto del Verbo Encarnado, las Siervas del Señor y de la Virgen de Matará y por la Tercera Orden Seglar. El carisma de este grupo religioso es el de exaltar a través de Cristo todo lo que es auténticamente humana. La espiritualidad está profundamente marcada por el misterio de la Encarnación, “el primer y fundamental misterio de Jesucristo”. De ahí que se intente encarnar al Verbo en todo lo que es humano. La colaboración con la Custodia se concreta en el servicio en distintos lugares. En Naím se hacen cargo de la asistencia a los peregrinos; en Jaffa, las religiosas del Verbo Encarnado dirigen la escuela elemental y ayudan a los frailes en el apostolado parroquial y litúrgico; en Belén, las religiosas echan una mano con las liturgias en árabe y con el catecismo, según las necesidades de los superiores religiosos franciscanos; en Séforis hay una comunidad contemplativa cuyo fin principal es el de rezar cotidianamente por todos los miembros de la Custodia de Tierra Santa; finalmente, en Jerusalén, un sacerdote del Verbo Encarnado enseña filosofía en el Studium Biblicum Francescanum, mientras que otro es confesor en la Basílica del Santo Sepulcro.

Calendario

24/06/2018 CELEBRACIONES DEL DÍA

Natividad de S. Juan Bautista. Ain karem (S. Juan): 8.00 Misa en árabe - 10.30 Misa solemne (P. Custodio)

29/06/2018 CELEBRACIONES DEL DÍA

Ss. Pedro y Pablo. Cafarnaún 8.00 Misa – Tiberíades: 19.00 Misa Jafa 18.00 (Custodio)

01/07/2018 CELEBRACIONES DEL DÍA

XIIIº Tiempo ordinario. Getsemaní: 9.00 Misa solemne (Cust.)

15/07/2018 CELEBRACIONES DEL DÍA

Dedicación Basílica del S. Sepulcro: 7.30 Misa (Custodio)

16/07/2018 CELEBRACIONES DEL DÍA

XVª Semana del tiempo ordinario — B.M.V. del Monte Carmelo: 10.00 Misa

2011 - © Gerusalemme - San Salvatore Convento Francescano St. Saviour's Monastery
P.O.B. 186 9100101 Jerusalem - tel: +972 (02) 6266 561 - email: custodia@custodia.org